• León Irizarry

La Bacha

Luego de casi una hora de viaje llegamos al puerto en Culebra, donde semanas antes nuestros hermanos habían bloqueado el pase para la lancha en forma de protesta. Aquí nos recibió María “La Misi” de Los Ángeles. Ella es una maestra de profesión, residente y activista por Culebra y Vieques. En el pueblo pudimos ver la construcción de lo que se supone que vaya a ser el muelle de carga.

Tal muelle es parte de un contrato que la Autoridad de Transporte Marítimo firmó con HMS Ferries, la compañía más grande de ferries de todo Estados Unidos. Se llevó a cabo en noviembre de 2020 bajo la administración del Director Ejecutivo de la Autoridad para las Alianzas Pública Privadas Fermín Fontanes y la Gobernadora Wanda Vázquez. El plan era que el primer año se le iba a pagar $25.7 millones y el resto de los 23 años serían pagados de $31.1-$37 millones. Pero en marzo del 2021 Javier Aponte Dalmau junto a la Comisión de Proyectos Estratégicos y Energía encontraron que el contrato fue “forzado” dado a la poca información que el gobierno recibió durante el proceso del contrato. Por igual, Victor Emeric, ex-alcalde de Vieques, salió a la luz y comentó que tampoco se les dio participación durante las negociaciones ni estaba al tanto de la información discutida.

El muelle era parte del contrato que ahora se vuelve a negociar. Aquí se presenta en un momento en que podemos luchar por una verdadera solución. Ya que hasta el momento, el gobierno recluye a un sistema disfuncional, se tiene que conducir por diez minutos al otro lado de la isla para llegar a donde está llegando “La Bacha”, se trata de una plancha para remolcar y que no cuenta con una rampa. Este detalle ya ha llevado a dos accidentes con camiones comerciales donde se ha virado el diésel de estos mismos. Incluso el lunes 26 de abril quedó encallada dado a la mala toma de decisiones del capitán del remolque. Aunque en meses se ha demostrado que esto no es una solución pero parte del problema. Pedro Pierluisi se refirió a la situación diciendo que es mejor un sistema disfuncional al no tener nada.

Al parecer nadie le dijo al gobernador que era su trabajo que los ciudadanos puertorriqueños tengan una vida y servicios dignos, no unos disfuncionales. El hecho de que ya no se trata de un ferry de carga que lleva los vehículos de los ciudadanos y los camiones de comerciantes tiene varias implicaciones cuales tienen grandes efectos en los comercios. Un ferry se tarda una hora un viaje de ida, la bacha tarda cinco horas. Para lo que los comerciantes les tardaba un día ahora son tres días. Lo que claramente no es práctico y mucho menos costo eficiente. Porque al tardar tres días significa dos noches de estadía, más salarios a pagar y dieta para el viaje. Así la economía local boricua se estrangula poco a poco, pues no olvidemos que la meta del gobierno es desplazar nuestra población para vender la tierra a extranjeros. Hacen las condiciones casi imposible para vivir, ya que el problema de carga también lleva a que las islas se queden sin combustible y los supermercados sin comida.

Un plan siniestro se esconde detrás de la agonía y sufrimiento de nuestros compatriotas. Vemos cómo usan nuestros recursos en contra de nosotros. Ante una larga historia de engaños y abusos es a veces difícil pensar que esto puede cambiar. Sin embargo, es apoyando las protestas, siguiendo el tema y demostrando el compromiso individual con el pueblo que nos llevará a vencer. El pasado 21 de abril de 2021 estuvimos en el Capitolio protestando, este domingo 2 de mayo habrá una manifestación en ambas islas-municipios en el puerto a donde llegan las lanchas. Esta será pacífica y no obstruirá el paso de los ferries, se protestará en contra de las condiciones actuales, las lanchas que no están en el archipiélago y el plan de privatización. Es nuestro deber apoyar de cualquier forma a nuestros compatriotas y darle continuidad al tema.


20 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo